http://help.blogger.com/bin/answer.py?answer=46870

miércoles, octubre 12, 2011

Bolivia: Me lastimas tanto como ella



Es que no hay otra forma de explicar este amor tan pocas veces correspondido, incondicional y con sueños, los cuales ayudas a formarlos, me llenas de ilusión de que algún día seremos felices, pero no, siempre que te toca poner de tu parte dejas que las cosas pasen y me dejas golpeado, herido pensando que se pudo hacer para que las cosas no sean como lastimosamente son.

Si, este análisis es prácticamente una carta de desamor es que la Selección Boliviana nos maltrata tal cual lo hizo ese amor que nunca fue. Juega con el sentimiento de un pueblo que ingenuamente cree ciegamente en ella, tal cual aquel enamorad@ que no sabe ver más allá de la realidad que te ofrece esa persona especial.

De fútbol no se puede hablar mucho, casi nada simplemente porque Bolivia no propuso jugar y se redujo a una lluvia de pelotazos que amenazaron con cerrarnos el arco, haciendo fácil la tarea de Ospina, Mosquera y Perea, con Marcelo Martins que lastimosamente metió la primera que tuvo pero Amarilla no lo dejó gritar y nos devolvió la realidad que Bolivia le cuesta mucho hacerse respetar en el Siles, de ahí en más el 9 no tuvo otra chance para revertir su imagen con su público, es más empeoró su relación con la gente.

De ahí vamos para abajo Rudy no fue desequilibrante, muy solo por la banda izquierda,al igual que Arce por derecha; A pesar de todo fueron los mejores pero por su individualismo, Escobar no fue el socio que de confianza a esta empresa, su liviandad a la hora de jugar en partidos Internacionales me hace cuestionar si vale la pena meterlo al medio rodeado de 5 hombres amarillos que lo duplican en físico.

Flores (de lo mejor de la verde) y Robles se veían cada vez más desbordados por la habilidad de los debutantes James y Pabón dejando expuesta a la defensa que lejos de consolidar lo hecho en los amistosos, se convirtieron en un flan de nervios, traduciendo en discusiones internas que aún complican más la calma que trataba de transmitir Daniel Vaca en su debut oficial con la verde.

Así pasamos una vez más de la ilusión a la realidad, de la altura (¿?) Colombia ya no hablo más pero nosotros si, como si fuera algo nuevo, hoy escuche una frase del gran Diego Latorre, diciendo “Es increíble que en un país que se supone busca un mismo objetivo se hablen tres lenguajes diferentes: Dirigentes, cuerpo técnico y sobre todo jugadores no se entienden, no son capaces de proponer soluciones aunque sea inmediatas dentro de un campo de juego” esas palabras las mencionó pensando en su golpeada Argentina, pero cuanto aplica a Bolivia, que cada vez se refleja más en ese espejo de AFA, ¡Que equivocados estamos!

Así es el amor, cuando es puro y sincero siempre quedas demasiado expuesto a salir lastimado, el debut en el Siles era el termómetro del para qué estamos, y bueno, estamos para eso para sufrir y pensar que algún día van a cambiar las cosas, ojo no me refiero a cambiar de DT o de jugadores… porque no importa las fichas que sean el resultado es el mismo, ¿O será que las fichitas que perjudican son la de los escritorios?

Son dudas que me siguen surgiendo intentando encontrar los “porqués” a esta nuestra realidad, me sigues lastimando tanto o más que aquella persona innombrable y yo como un baboso seguiré tras su rastro pensando que algún día tendremos ese nuestro final feliz.

No hay comentarios.: